Mundo

Oposición buscará la salida del presidente

Los principales partidos de la oposición acordaron que la salida a la crisis política de Paraguay, tras lo violentos incidentes de la víspera en Asunción, pasan por el abandono del poder del presidente del país, Mario Abdo Benítez, y del vicepresidente, Hugo Velázquez, y por nuevas elecciones.

Los líderes de esas formaciones dieron a conocer ese planteamiento tras repudiar la actuación de la Policía del viernes frente al Congreso, cuando se dispersó con balines de goma, gases y camiones hidratantes un concentración de varios centenares de personas que denunciaban la falta de insumos y medicinas en los hospitales y la gestión del Gobierno ante la pandemia.

JUICIO O RENUNCIA

Carlos Filizzola, presidente del Frente Guasu, la mayor concertación de izquierda, dijo que a las formaciones reunidas y agrupadas en la Mesa de Presidentes de la Oposición, les es invariable que la salida de Abdo Benítez y de Velázquez, ambos del conservador Partido Colorado, se produzca por un juicio parlamentario o por su propia renuncia ante la presión ciudadana.

“Tienen que irse por la vía del juicio político, por la vía de la renuncia o por la vía de las movilizaciones y la presión ciudadana”, dijo Filizzola a los periodistas.

Añadió que esa posibilidad significa que el presidente del Congreso, el oficialista Óscar Salomón, estaría obligado a convocar elecciones en el plazo de 90 días, lo que calificó como “una salida constitucional” ante “un Gobierno inepto, corrupto, que no ha dado muestras de solucionar los graves problemas que tiene nuestro país”.

En la misma línea se expresó Efraín Alegre, presidente del Partido Liberal, el mayor de la oposición: “Se tiene que ir el presidente, se tiene que ir el vicepresidente, estamos aquí para compartir un plan de trabajo.Que el pueblo tiene que señalar la decisión de quienes vendrán, de quienes tendrán la tarea de reconstruir la patria”.

CRISIS SANITARIA

Alegre también se refirió a la crisis sanitaria que fue el detonante de la protesta ciudadana del viernes, que finalizó con una veintena de heridos, entre policías y manifestantes.

Y aludió al hecho de que el Ejecutivo aprobó hace un año un préstamo de 1,600 millones de dólares para enfrentar a la pandemia, con ayudas sociales, subsidios o compras de insumos y materiales sanitarios.

AUTOCONVOCATORIA

La violencia estalló unas tres horas después del comienzo de la concentración de centenares de ciudadanos que habían respondido a una autoconvocatoria pacífica a través de las redes.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.

Artículos relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button