Economía

Economía crecería 4.1% en promedio entre 2022 y 2026

La economía sufrió una contracción de 11.6 % en 2020 por las medidas para frenar la pandemia, pero rebotaría 10% este año y alcanzaría un crecimiento de 4.1 % en promedio anual entre 2022 y 2026, según un Informe Preelectoral 2016-2021 que dio el gobierno.

“El 2021 se registrará un rebote estadístico en todos los sectores económicos, lo que permitiría que el PBI alcance una tasa de crecimiento de 10.0%, la tasa más alta desde 1994”, indica el informe.

El documento elaborado por la PCM y el MEF destaca que la economía crecería 4.1 % entre 2022 y 2026 o 5.1 % en promedio si se incorpora el supuesto rebote de 10% en 2021.

De cumplirse esta proyección, el crecimiento superaría el promedio registrado entre 2016 y 2019 (3.2 %) y será mayor al previsto para la economía global (4 %) y otros países de la región: Colombia (3.8 %), Chile (2.4 %), México (2.4 %) y Brasil (2.3 %).

El informe habla también de un crecimiento del PIB per cápita, que alcanzaría los 8,900 dólares en 2026.

El Informe Preelectoral Administración 2016-2021 refiere que Perú sería una de las economías con el menor riesgo país y menor deuda de la región, y uno de los pocos que mantendría su calificación crediticia.

Pese a haberse disparado de 27% a 35.5 % del PIB, la deuda pública continuaría por debajo de la mediana de países de América Latina (81.6 % del PIB) y de los países emergentes (62.2 %).

DAN “TAREAS” AL PRÓXIMO GOBIERNO

La crisis ocasionada por la covid-19 ha significado un retroceso de los avances en materia económica y social obtenidos en los últimos años, que se suman a los problemas ya existentes.

Así, algunos de los retos que enfrentará la siguiente administración y que configuran valiosas oportunidades son: i) la consolidación de las cuentas fiscales y el fortalecimiento de las finanzas públicas; ii) la informalidad como un complejo problema estructural y multidimensional; iii) el bajo nivel de inclusión financiera incluso respecto a estándares de América Latina; iv) las ineficiencias del gasto público; v) un servicio de salud fragmentado e ineficiente; vi) un sistema de pensiones con baja cobertura y con problemas de sostenibilidad; vi) brechas de digitalización de los servicios públicos y de bases de datos y vii) brechas en los servicios de internet.

Para más información, adquiere nuestra versión impresa o suscríbete a la versión digital, aquí.

Puedes encontrar más contenido como este siguiéndonos en nuestras redes sociales de Facebook y Twitter.

Artículos relacionados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Back to top button